Apelación

Somos la segunda generación de jóvenes que vivimos apreciando la dignidad y el orgullo de ser 'estadounidenses de origen coreano' en una sociedad que respeta los derechos humanos y practica la democracia basada en la ideología universal de libertad e igualdad.

Estamos aquí, luchando para defender la cultura coreana y su desarrollo y en este proceso nunca olvidaremos que somos de la cultura coreana.Quienes lograron ganar y superar muchas dificultades.

Recientemente, la pretensión de John Mark Ramsey, profesor de la Facultad de Derecho de la Universidad de Harvard, lo cual menciono que las mujeres de consuelo del ejército japonés son `` prostitutas voluntarias '', alarmó a 52 millones de coreanos y 7.5 millones de coreanos del extranjero, y enfureció aún más al mundo.

La disertación que realizo el profesor Ramsey acerca de la obligación de la esclavitud sexual del ejército japones hacia las mujeres de consuelo durante la Segunda Guerra Mundial, es un acto de crimen que van contra la conciencia académica y hechos aprobados históricamente.

La esclavitud sexual del ejército japones son hechos consulares que fueron reconocidos oficialmente varias veces por el gobierno japones en las reuniones de Kono en 1993, Murayama en 1995, y en las cartas del primer ministro Koizumo en 2001.

Además, el Congreso de los Estados Unidos adoptó por unanimidad la 'Resolución para las mujeres de consuelo en el ejército japonés' en 2007 y tomo la movilización forzada de las mujeres de consuelo como un hecho reconocido históricamente y exigió una disculpa y responsabilidad por parte del gobierno japonés.

El profesor Ramsey negó los hechos históricos que incluso el gobierno japonés admitió, y definió a las mujeres de consuelo como prostitutas, violando y pisoteando sus derechos humanos nuevamente.

Lawrence Bakau, presidente de la Universidad de Harvard, centro de Inteligencia en E.E.U.U, declaró la tesis del profesor Ramsey como "sin problema, ya que está incluida en la libertad académica", avergonzando a los intelectuales y académicos de los Estados Unidos.

Cuando muchos académicos mundialmente critican la tesis como "inconcebible", el acto de defenderlo como "libertad académica" es un sofisma de analogía que gravemente baja la reputación de Harvard.

Japón no solo ha colonizado Corea con terror y opresión por 35 años sino también ha expuesto muchos coreanos frente al fuego de los enemigos para recibir las balas de las batallas por ellos, o mandaban a trabajos forzados en minas de carbón y fábricas de municiones, y cientos de miles de mujeres se han visto obligadas a estar como esclavas.

Sin embargo, hasta ahora nunca se han disculpado e incluso recibieron ayuda de pseudo-eruditos como el profesor Ramsey para distorsionar totalmente la historia.

Por lo cual, nosotros los jóvenes coreanos terminaremos las distorsiones históricas que realiza Japón empezando la ejecución de la 'Campaña de petición de un millón' para expulsar al profesor Ramsey, que ha traicionado su conciencia académica faltando el respeto a las mujeres de consuelo.

Sinceramente rogamos por su participación y exigimos que :


Primero, exigimos la descalificación del título del profesor Ramsey y la expulsión en las áreas académicas.
  • Su tesis fue escrita recibiendo un fondo de investigación de la compañía criminal 'Mitsubishi'. Se apartó con la conciencia académica y la verdad del erudito real, y escribió un tratado de mierda que negaba incluso los hechos históricos más mínimos.
  • Negar los hechos históricos reconocidos por académicos de todo el mundo sobre la esclavitud sexual militar forzada que los japoneses hacian a las mujeres de consuelo, no es diferente que negar el Holocausto realizado por los nazis alemanes (masacre judía). Cuando los nazis estaban cometiendo brutalidad en Europa, Japón estaba cometiendo masacre a los coreanos y forzando la esclavitud sexual para consolar a las mujeres. Así como aquellos que niegan el Holocausto no pueden ser eruditos o profesores, ya no podemos reconocer al profesor Ramsey ni como un erudito academico ni como un profesor.
Segundo, exigimos la disculpa y renuncia oficial del presidente Lawrence Bakau, quien defendió la tesis del profesor Ramsey como "libertad académica".
  • En lugar de cancelar la tesis del profesor Ramsey, el presidente Bakau defendió totalmente la tesis inconcebible, que distorsionó la historia, bajo el nombre de la "libertad académica". La esclavitud sexual forzada por las mujeres de consuelo en Japón son crímenes absolutos y hechos históricos que ya están afirmados concretamente.
  • Exigimos que el presidente Bakau, quien ha insultado y humillado los derechos humanos de muchas mujeres de consuelo y ha desestimado cuyos derechos inherentes, se disculpe no solo a los 52 millones de coreanos sino también a los 7.5 millones de coreanos en el extranjero.
Tercero, insistimos que el gobierno japones detenga inmediatamente los intentos de distorsionar la historia relacionada con los crímenes de guerra y que se disculpen a las víctimas de la movilización de la esclavitud y compensarlas de alguna manera.
  • En 1993, el gobierno japonés anunció un discurso en Kono, diciendo: "Admito que las mujeres de consuelo fueron movilizadas por obligarlas ha pedido de las autoridades militares japonesas, pido disculpas a las mujeres y victimas de la esclavitud". En su carta, admitió: "El ejército japonés ha dañado el honor y la dignidad de numerosas mujeres". Ahora deben detener a revertir los errores de la historia reconocida.
Cuarto, exigimos al gobierno de Corea, a que enfrenten la distorsión que trata de revertir el gobierno de Japón. La verdad absoluta no está sujetada a compromisos ni negociaciones. Seria imposible detener la distorsión de la historia de Japón manteniendo la actitud de comprometer con cada cosa con el gobierno japones. Espero que terminen la relación con los profesores en Corea que apoyan el profesor Ramsey, quien trata distorsionar la historia japonesa, así como las instituciones y organizaciones educativas de la Universidad de Harvard.
Quinto, exigimos que participen en el movimiento de boicot de la empresa “Mitsubishi”, quienes ayudaron al profesor Ramsey en escribir la tesis sobre la distorsión de la historia.
  • El título oficial del profesor Ramsey es "Profesor de derecho japonés de la ciudad de Mitsumi de la Universidad de Harvard". Es el primer beneficiario de la cátedra de asiento, establecida con un fondo de $ 1 millón proporcionado por la compañía Mitsubishi. Naturalmente, su tesis de distorsión histórica fue escrita usando el dinero negro de Mitsubishi.
Sexto, solicitamos que muestren el enojo, el enfurecimiento hacia ellos, y que todos los 7.5 millones de coreanos en el extranjero nos apoyen en esto.
  • A partir de hoy, nosotros, los jóvenes coreanos de la segunda generación que amamos a la República de Corea, iniciaremos la "Campaña de firma de un millón de peticiones", exigiendo una disculpa de la Universidad de Harvard y la expulsion del profesor Ramsey. Apelamos con entusiasmo por su apoyo y la participación para que no se reproduzcan otras distorsiones históricas y los desprecios en el futuro como el profesor Ramsey.
Marzo 1, 2021
18658 have signed.